Preguntas frecuentes sobre la desproporcionalidad

Saltar al contenido

Navegación e Información Accesible

Utilice los siguientes enlaces para navegar rápidamente por la página. El número para cada uno es la tecla de método abreviado.

Traducir

Se encuentra en esta página: Preguntas frecuentes sobre la desproporcionalidad

Preguntas frecuentes sobre la desproporcionalidad y el análisis de datos en el ámbito del bienestar infantil

¿Qué es la desproporcionalidad en el bienestar infantil?

La desproporcionalidad en el bienestar infantil se produce cuando un grupo racial o étnico se ve involucrado en el sistema de bienestar infantil en cualquier punto de contacto en la continuidad de la atención en un porcentaje significativamente mayor o menor que otros grupos. Los puntos de contacto incluyen las denuncias de maltrato infantil, las investigaciones, la colocación fuera del hogar, el cese de la patria potestad u otros puntos de decisión en el continuo del bienestar infantil.

¿Existe desproporcionalidad en mi organismo? Y si es así, ¿hasta qué punto es un problema?

La única manera de saberlo es realizar un análisis minucioso de los datos sobre el modo en que los niños de diferentes orígenes raciales y étnicos pasan por su sistema de bienestar infantil. Se utiliza un cálculo denominado índice de tasa relativa o RRI para determinar si existen diferencias significativas o sobrerrepresentación entre los grupos . Este cálculo sólo nos indica si hay diferencias, la tasa relativa de sobrerrepresentación, y puede orientar la tasa para cada punto de decisión si hay desproporcionalidad. Es necesario un mayor examen para comprender por qué existe la desproporción y para orientar las decisiones sobre las intervenciones.

Para saber más sobre el cálculo del índice relativo, consulte: ojjdp.ncjrs.gov/dmc/pdf/dmc2003.pps

¿Se hará vulnerable mi agencia al obtener estos datos?

Su agencia será vulnerable si no recoge estos datos. Los datos son un conjunto organizado de hechos. Mediante la recopilación y el análisis de los datos, podrá generar una base de pruebas creíble para respaldar futuras políticas, prácticas y acciones Los datos precisos le ayudarán a realizar el importante trabajo de su organismo y, en última instancia, su capacidad para proteger a los niños y las familias.

¿Qué implica el análisis?

El análisis implica el examen de las medidas en varios puntos del sistema para determinar dónde está presente la desproporcionalidad y dónde no. El análisis puede revelar dónde aparecen los posibles puntos fuertes y las lagunas de un sistema. El análisis puede llevarse a cabo utilizando datos administrativos u otros datos, como los procedentes de cohortes, muestras de casos, datos censales, entrevistas a socios y partes interesadas clave, y otros métodos de recogida y análisis de datos que pueden determinarse en función de las necesidades y características únicas de su organismo.

¿Cuánto tiempo se tarda en hacer este análisis?

Una evaluación inicial con datos administrativos puede realizarse en un tiempo relativamente corto, normalmente en menos de dos meses. El análisis posterior requiere una inversión de tiempo y atención a los problemas y suele incluir etapas como la identificación, la valoración, la intervención, la evaluación y el seguimiento. Un análisis más complejo, en el que participen las partes interesadas de la comunidad y que se centre en la utilización de los datos para informar la práctica y la política a través de un marco de mejora continua de la calidad, puede evolucionar a lo largo de varios años.

¿Cómo sabré que mi agencia está preparada para abordar esta cuestión?

Si la pregunta se la hace la comunidad, los principales interesados, las organizaciones reguladoras o usted mismo, es el momento de comenzar su análisis. Inevitablemente, existen diferentes niveles de inversión en el examen y la reparación del problema; éstos pueden abordarse mediante una asociación cuidadosa y estratégica a lo largo del análisis. Muchos organismos descubren que el análisis se convierte en parte de la intervención, y que involucrar a las partes interesadas a todos los niveles, especialmente desde la cúpula, desde el principio mejora enormemente la facilidad para desarrollar y aplicar nuevas estrategias. Cuando todos los implicados asumen la responsabilidad de conseguir resultados para los niños, todos se implican en el desarrollo de las soluciones.

¿Cuál será el resultado?

El resultado del análisis serán políticas y prácticas que garanticen la prestación de servicios oportunos y adecuados a los niños que los necesitan. En última instancia, el objetivo es la igualdad de oportunidades para obtener resultados positivos para todos los niños vulnerables, independientemente de su raza o etnia. Esto podría indicar la posibilidad de que un grupo de niños no tenga las mismas oportunidades de obtener resultados positivos en materia de seguridad, permanencia y bienestar que puedan atribuirse en parte a la raza o el origen étnico. En general, se considera que la desproporcionalidad es una cuestión compleja, pero que puede ser comprendida y corregida.


©American Public Human Services Association, Washington, DC, 2007